• DEPIEDRA

¿Te sumas a la moda de los mini jardines de cuento?

Los mini jardines de cuento se han puesto de moda este año. Paisajes de ensueño en tazas, macetas o maletas son algunas de las ideas que nos deja esta nueva tendencia.


Este año nos trae algunas tendencias de decoración nunca vistas hasta el momento. Una de las más llamativas son los mini jardines de cuento, pequeños espacios donde se recrean, de manera casera, paisajes y escenas que nos recuerdan a los cuentos que leíamos cuando éramos niños.


Son creaciones que cuidan hasta el más mínimo detalle, desde el recipiente o la base sobre la que se construyen hasta las decoraciones milimétricas que hacen más realista el paisaje.


Si te gustan las manualidades, te animamos a que diseñes el tuyo propio. Y, si no sabes cómo hacerlo, te ayudamos con estos 14 mini jardines de cuento.




Un jardín romántico en miniatura


La idea principal de estos mini jardines de cuento es la de recrear paisajes como este jardín romántico. La clave de este diseño radica en ese camino central de piedras decorativas atravesado por una puerta de hierro blanco que recuerda a algunos arcos que se utilizan en las bodas civiles. A ambos lados del camino se encuentran dos zonas ajardinadas, una de ellas dominada por el césped y otra dominada por un banco de piedra de corte romano, todo ello acompañado de pequeños árboles.

Mini jardines de cuento: jardín romántico en miniatura

Mini jardines de cuento: jardín romántico en miniatura



Un mini jardín en una maleta


Quizá una maceta sea algo muy típico para ti, pero tienes una infinidad de posibilidades para hacer un mini jardín de cuento. Un ejemplo de ello es esta maleta-jardín, una preciosa obra de arte diseñada con elementos artificiales como árboles, troncos, musgos y hasta una pequeña casa de duendes.

Mini jardines de cuento: mini jardín en una maleta



Un mini jardín de madera


Esta tercera opción que os proponemos desde DEPIEDRA es un bonito jardín constituido por un bonsái natural cercado por una pequeña valla de color blanco. En su interior, varios elementos de madera artificial, como una mesa y dos sillas, que se sitúan sobre un camino de piedra irregular.

Mini jardines de cuento: mini jardín de madera


Un jardín en una taza de té


Este jardín es aún más pequeño que los demás. Todo está contenido dentro de una taza de té, que está situada sobre un plato a juego y que contiene piedras de diferentes colores. Del plato nace una escalera hecha con brochetas de madera, cuyo camino finaliza en la parte superior de esta taza. El propio jardín está diseñado con plantas artificiales como cactus y adornado con vallas y un banco hechos también de madera.

Mini jardines de cuento: un jardín en una taza de té


Un jardín triple


Este mini jardín de cuento está formado por tres pisos. Del primero de ellos parte una escalera formada por troncos de madera que forman cada uno de los peldaños que ascienden hasta la segunda planta. Aquí predomina la vegetación artificial, las piedras decorativas y unos hongos artificiales. De este piso nace una segunda escalera que sube hasta el último nivel, el único formado por elementos naturales.

Mini jardines de cuento: un jardín triple


Otro mini jardín triple es este que te mostramos a continuación. En este caso, predomina la vegetación natural, presente en cada una de las macetas, y que se combina con elementos artificiales como esa caseta que se sitúa en la cumbre.

Mini jardines de cuento: un jardín triple


Un jardín en una carretilla


Esta opción es mucho más compleja de diseñar que todas las anteriores, pues integra una carretilla y un tronco de árbol natural. Sobre el terreno surgen varios hongos artificiales, algunos de ellos adornados con hadas. Sobre la carretilla podemos observar un pequeño terreno de abono, plantas artificiales, flores, setas y piedras decorativas. De este terreno surge una escalera de madera que se integra en el tronco de un árbol y que finaliza con un balcón en miniatura que simula la ventana de una casa que bien podría ser el mismo árbol.

Mini jardines de cuento: un jardín en una carretilla



Una granja en miniatura


Nuestra recomendación más disruptiva viene de la mano de esta granja en miniatura diseñada sobre un plato. La mitad está formada por un terreno de falsa arena en el que se pueden ver dos gallinas con su propio corral y zona de comida y bebida. La otra mitad, delimitada por una mini valla, está formada por un huerto y un espacio ajardinado divididos a su vez por un camino de piedra.

Mini jardines de cuento: una granja en miniatura


Un mini jardín en una barbacoa


Con la intención de reutilizar una vieja barbacoa se ha diseñado un espectacular jardín en miniatura que comprende un espacio de picnic de aire festivo. Una mesa de madera, una barbacoa, una nevera portátil o un cubo con hielos para las bebidas son algunos de los elementos que componen este diseño. Aunque quizá el más llamativo de todos sea esa planta artificial que cuelga desde la barbacoa hasta casi rozar el suelo.

Mini jardines de cuento: mini jardín en una barbacoa



Un pequeño pueblo en un cubo de madera


Esta composición no se limita a un mini jardín, sino que incorpora un edificio de tres viviendas revestido con árido para proyectar. La parte exterior combina plantas artificiales y plantas naturales a las que se suma una seta y una farola de juguete.

Mini jardines de cuento: un pueblo en un cubo de madera



Una casa en altura


Este mini jardín de cuento se asienta sobre un árbol recién cortado que mantiene sus raíces y una parte del tronco. Sobre él se asientan dos bases circulares, una primera formada por musgo y rodeada por una valla de madera natural. La segunda base, más reducida, está fabricada completamente por pequeños trozos de ramas de árbol que forman una especie de casa del árbol.

Mini jardines de cuento: una casa en altura


Una maceta reconstruida


Este mini jardín surge de una maceta rota que ha sido reconstruida formando diferentes niveles. Se trata, por tanto, de un jardín en diferentes alturas cuya cima está copada por una casa y dos hadas.

Mini jardines de cuento: una maceta reconstruida



Un ejército de mini jardines de cuento


Otra alternativa que te proponemos es aprovechar una maceta que ya tengas ocupada por algunas pequeñas plantas naturales a la que puedes añadir algunas decoraciones para darle ese efecto de cuento. Casas con forma de seta, mini nomos de jardín, casetas para pájaros, hadas de jueguete... ¡Cualquier detalle suma!

Mini jardines de cuento: un ejército de mini jardines

Un jardín en un libro


La mejor metáfora de estos mini jardines de cuento se plasma en este diseño realizado en un libro, en un cuento. Aunque su estructura y estética no son las más bellas, destaca por su originalidad a la hora de escoger la base sobre la que se sustenta.

Mini jardines de cuento: un jardín en un libro

#decoracióndejardines #jardinesdecuento #minijardines

91-666-32-69

depiedra@depiedra.es

Calle del Yunque, 2. Rivas Vaciamadrid, 28522

© 2017 Copyright - Web diseñada por PLAY MARKETING